Maria Retuerto

María Retuerto Millán, investigadora del Instituto de Catálisis y Petroleoquímica del CSIC, premio L’Oréal-UNESCO “For Women In Science”

 

L’Oréal-UNESCO For Women In Science premia a cinco investigaciones españolas realizadas por mujeres

  • Las investigaciones recibirán una dotación de 15.000 euros cada una para seguir contribuyendo al futuro de las energías renovables, el conocimiento del universo y de la Tierra o la detección temprana de enfermedades.
  • El programa, presente en España desde hace 21 años, ha reconocido a 72 investigadoras y ha dado ayudas por 1,2 millones de euros.
  • Lanza además la campaña #QueremosCiencia para reivindicar su papel en la sociedad, más importante que nunca para garantizar una reconstrucción sostenible tras la COVID-19.

 

El programa L’Oréal-UNESCO “For Women In Science”, coincidiendo con la celebración del Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia (11-F), ha otorgado premios a 5 proyectos españoles desarrollados por investigadoras menores de 40 años, cada uno con una dotación de 15.000 euros que se destinarán a seguir financiando sus avances.

Estos estudios van desde el desarrollo de nuevos métodos de obtención y acumulación de energías renovables como el hidrógeno verde, hasta la detección temprana de enfermedades oculares, pasando por el estudio de las propiedades de los neutrinos, que permitirían ampliar el conocimiento del universo y el desarrollo de nuevas tecnologías, y la aplicación de las matemáticas en geofísica para comprender mejor el funcionamiento del planeta.

“For Women In Science” lleva presente en España 21 años, desde que se otorgó el primer premio internacional a Margarita Salas. Desde entonces ha reconocido en nuestro país   a 72 investigadoras y ha concedido ayudas por un valor total de 1,2 millones de euros. Una iniciativa con larga trayectoria que este año se celebra en un contexto marcado por la crisis sanitaria y económica de la COVID-19, donde el desarrollo de las STEM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas) ha demostrado ser más necesario que nunca, no solo para combatir el virus, sino para garantizar una reconstrucción económica sostenible. Este año además el programa lanza la campaña #QueremosCiencia para visibilizar en el entorno digital la necesidad de estas disciplinas.

Investigaciones en energías renovables para garantizar un futuro sostenible

Entre las investigaciones premiadas se encuentra la de María Retuerto, del Instituto de Catálisis y Petroleoquímica-CSIC. María estudia cómo mejorar la tecnología del hidrógeno, contribuyendo así a combatir el cambio climático. Dos tercios de las emisiones de gases contaminantes se originan en el sector energético, por lo que para reducirlas se debe transitar a un uso masivo de energías renovables. Para ello, son necesarios métodos eficientes para acumular esta energía limpia y que puedan convertirse en fuentes globales.

Por su parte, la científica Sonia Ruiz Raga, del Institut Català de Nanociència i Nanotecnología (ICN2) investiga para crear dispositivos de conversión de luz solar a energía limpia de forma efectiva, barata, duradera y sostenible. En concreto, Sonia investiga en el desarrollo de tecnología fotovoltaica con materiales híbridos que facilite el uso de energías renovables de manera global. Es decir, tal y como ella misma explica, “en unos años incluso podríamos imprimir celdas solares en casa para poder llevarlas en todo tipo de dispositivos”, explica.

Otra de las premiadas ha sido Clara Cuesta, del Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas (CIEMAT), cuyo trabajo estudia las propiedades de los neutrinos, partículas clave del universo, para comprender mejor su funcionamiento, el origen de la materia y la desaparición de la antimateria. Un conocimiento que permitirá el desarrollo de aplicaciones tecnológicas punteras en el ámbito de la industria.

La investigación de Jezabel Curbelo del departamento de Matemáticas de la Universitat Politècnica de Catalunya, analiza la evolución de los fluidos en la naturaleza a través de las ecuaciones que los modelan para comprender mejor la dinámica del interior de la Tierra y otros planetas. Su objetivo es desarrollar herramientas matemáticas de aplicación en geofísica con grandes aplicaciones en un futuro próximo.

Por último, la científica del Instituto de Óptica del CSIC, Judith Birkenfeld, investiga para el desarrollo de una herramienta para la detención temprana del queratocono, una enfermedad ocular de la córnea que afecta a 1 de cada 2.000 personas en España y suele aparecer entre los 16 y los 25 años. La detección temprana es clave para frenar su desarrollo, disminuyendo la necesidad de trasplantar la córnea, y mejorando la calidad de vida de miles de personas.

Más de 3.600 científicas apoyadas por el programa

Creado en 1998, el Premio Internacional L’Oréal-UNESCO “For Women in Science” reconoce cada año a cinco eminentes científicas de cinco regiones del mundo. Presente en 117 países, el programa ha reconocido desde sus orígenes a 3.600 científicas, como la española Margarita Salas y de ganadoras de un Premio Nobel. Alternando cada dos años entre ciencias de la vida y ciencias de los materiales, estas investigadoras excepcionales, seleccionadas por un jurado de expertos de renombre internacional, son premiadas con una dotación económica de 100.000€ para financiar sus investigaciones y que sigan contribuyendo de forma excepcional al progreso de la ciencia.

 

Para saber más sobre el programa L’Oréal-UNESCO “For Women in Science” y las científicas premiadas: www.loreal.es